Inteligencia Artificial en la Cadena de Suministros de Prendas…

La inteligencia artificial (AI) con los sewbots y la automatización en prendas aún no están liderando el nearshoring o cadenas de suministros más cortas en países en desarrollo, pero los expertos han indicado que ese día podría llegar.

El uso de inteligencia artificial (AI) ‘sewbots’ que pueden reemplazar a los costureros humanos y otra robótica, buscan transformar la cadena de suministros de prendas y facilitar el reshoring o nearshoring hacia los países desarrollados, esos que actualmente dependen de hubs, probablemente a miles de kilómetros lejos de los compradores.

Los comerciantes en línea y pequeñas marcas que pertenecen a los millennials ya están liderando el reshoring, al reclamar que esto involucra una huella ambiental más baja a través de reducción de transporte y menos desperdicio de inventario. Sin embargo, las marcas de mayor tamaño se resisten a esa inversión y costos operacionales.

Palaniswamy ‘Raj’ Rajan, Presidente y CEO de Softwear Automation, con oficinas en Atlanta, Georgia, USA, para quien sus sewbots pueden manufacturar camisetas dentro de un completo proceso automatizado, advirtió que más marcas permanecerán “lentos y no como líderes” en el reshoring tecnológico. Esperarán un desarrollo crítico masivo para desarrollar una producción de reshore, antes de poder unirse a este movimiento y disrumpir las rutas de mercado de la cadena de suministros ya establecidas, predijo.

Tecnología de Inteligencia Artificial (AI) Dentro del Sector de Prendas

Pero, enfatizó Rajan, la tecnología con inteligencia artificial (AI) que puede entregar esta visión esta volviéndose más disponible para el sector de prendas: “Nuestros sewbots toman las piezas cortadas, luego las llevan a través de una serie de pasos automáticos y entregan una camiseta terminada” indicó.

Explicó que el sistema de tecnología de automatización es una combinación de “tecnologías de robótica de propiedad avanzada, visión computarizada, AI y IoT [internet de las cosas]” que permiten la producción de demanda a escala. Una camiseta puede ser elaborada y despachada dentro de 48 horas, dijo, reduciendo los costos de transporte, desperdicio y contaminación.

En este momento, el 98% de las camisetas importadas hacia los USA se producen a menor costo en el extranjero: “Queremos cambiar eso”. Los temas de sostenibilidad en la Industria Textil son horrendos y la automatización y onshoring, podrían solventar estos problemas”. Los sistemas de su compañía permiten a los manufactureros manejar cero inventario y no hacer nada hasta que se reciba una orden.

Irónicamente, dado los bajos costos que condujeron al offshoring, Rajan predijo que habrá una segmentación de la industria entre productos de alto costo hechos de forma manual, tal vez en el extranjero y “automatización para los altos volúmenes, artículos de menor costo y, es allí en donde el onshoring puede llegar a ser de gran beneficio”.

La más obvia e inmediata vulnerabilidad resaltada fue la dependencia de las multinacionales en China – con sus artículos intermediarios y su producción, explicaba ILO. Lo confirmó la pandemia y la disrupción de la cadena de suministros que “le dieron importancia a la urgencia hacia las discusiones sobre el reshoring y nearshoring, y la restructuración de las cadenas de suministros global”, la cual incluía un mayor análisis sobre la automatización.

Fuente: Just Style/Detrás de las Costuras/ Noviembre, 2021